9 de abril de 2013

Magdalenas variadas

Muy buenas tardes, hoy me he dedicado a preparar algo de merendar (que es muy raro que meriende) y he preparado 4 clases distintas de magdalenas aunque hice 6. Como veréis son distintas tanto en ingredientes como en tamaño ya que aparte de tener que dividir la masa a ojo, usé unas flaneras de las grandes que tenía sin estrenar y que ya iba siendo hora.
He hecho 2 de chocolate, 2 de chocolate blanco, 1 con naranja confitada y 1 de limón y canela.
Tenía mis pequeñas dudas al hacerlo, pero cuando las he probado han volado de mi mente.

Ingredientes:
250 gr de harina, 1 sobre de levadura de repostería, 2 cucharadas de aceite de girasol, 10 cucharadas de azúcar, 3 onzas grandes de chocolate blanco, 3 cucharadas de chocolate, 4 huevos, 2 cucharadas de margarina, una pizca de canela, naranja confitada, 1 naranja y 1 limón.

Elaboración:
Lavamos el limón, secamos, rallamos la piel y exprimimos medio limón.
Exprimimos media naranja y reservamos ambos.
Separamos las yemas de las claras y casi montamos estas últimas.
Incorporamos las yemas y mezclamos.
Añadimos la harina y la levadura tamizadas y volvemos a mezclar. Se quedará todo pegado en el batidor, así que necesitaréis una cucharas o tenedores para despejarla y seguir amasando.
Encendemos el horno a 200ºC con calor arriba y abajo.
Una vez echo esto, comenzaremos a separar la masa. 
En primer lugar iremos con la de limón y canela.
Cogemos un par de cucharadas de la masa y en un bol incorporaremos 1 cucharada de aceite, 2 cucharadas de azúcar, la canela, la ralladura del limón y un poco del zumo del limón(probarlo porque luego puede tener un sabor muy fuerte y puede no gustar). Movemos muy bien, añadimos al molde y espolvoreamos un poco de azúcar.
En segundo lugar iremos con la de naranja confitada.
Cogemos otro par de cucharadas de la masa en un bol y echamos el zumo de la naranja, la otra cucharada de aceite, 2 cucharadas de azúcar y la naranja confitada en trocitos. Mezclamos muy bien, echamos al molde y espolvoreamos un poco de azúcar.
En tercer lugar iremos a por las de chocolate.
Cogemos 3-4 cucharadas de masa e incorporamos 3 cucharadas de azúcar, 1 cucharada de margarina y el chocolate en polvo (siento no tener la foto con el chocolate, fallo mío), removemos muy bien y si quedase demasiado compacto, añadimos un poquito de leche. Incorporamos a los moldes y espolvoreamos un poco de azúcar.
En cuarto lugar iremos con las de chocolate blanco.
Cogemos 3-4 cucharadas de la masa, ponemos en un bol y añadimos 3 cucharadas de azúcar, la otra cucharada de margarina y el chocolate blanco derretido al baño María. Removemos y añadimos a los moldes y espolvoreamos con un poco de azúcar.
Os digo cuales son de izquierda a derecha: arriba de limón y las dos de chocolate blanco y abajo de naranja y las dos de chocolate.
Metemos al horno durante 35-40 minutos hasta que al pinchar salga limpio el palillo.
Así quedaron, de distintos tamaños y formas pero de sabor riquísimo.
Aquí veréis como quedaron por dentro.